Destacados Noticias

Arabia Saudita da un paso "histórico" hacia la igualdad de género: las mujeres podrán manejar

El país habilitó la posibilidad en medio de un fuerte proceso de reconocimiento de derechos a las féminas, tales como el de votar, el practicar deportes públicamente y la asistencia a estadios de fútbol.
La noticia no deja de generar impacto en Occidente: recién ahora, las mujeres de Arabia Saudita tendrán derecho a manejar un vehículo. El rey Salman bin Abdelaziz dio pie a una revolucionaria reforma mediante un decreto que habilita la entrega de permisos a las mujeres. Una decisión histórica. La medida venía siendo reclamada desde hace años por las mujeres saudíes.
Para la implementación de la medida, el rey no ahorró en medidas políticas: ordenó formar un comité integrado por los ministerios de Interior, Trabajo, Hacienda y Desarrollo Social que deberá presentar sus recomendaciones acerca de la aplicación de la norma en el plazo máximo de treinta días. Se encargará, además, de reformar la normativa de tráfico para que las mujeres puedan ejercer su derecho «con igualdad».
Según la agencia estatal de Arabia Saudita, el trascendental cambio está justificado por «las consecuencias negativas que causaban no permitir a la mujer conducir un vehículo y las previsibles ventajas de permitírselo». Una explicación un tanto circular, pero una razón al fin.
A principios de este mes un clérigo fue apartado de la predicación después de asegurar en público que las mujeres no deberían conducir porque sus cerebros representan apenas un cuarto del tamaño del masculino cuando van de compras. El notable avance, que se da un país en el que las féminas eran condenadas hasta ahora a vivir en una infancia eterna, se produce una semana después de que se levantara el veto al acceso de las mujeres a los estadios de fútbol y apenas unos meses después de que la educación física fuera incluida en el currículo de las escuelas femeninas del reino, donde está vigente una rigurosa segregación por sexos.
 
Las primeras reacciones a la noticia estuvieron a cargo de mujeres que se convirtieron en el icono de la lucha por manejar en propio país. Una de ellas es Manal al Sharif, una de las principales activistas de la campaña que sufrió cárcel tras desafiar el veto. A través de Twitter, celebró el gesto del «último país del planeta que permite conducir a sus mujeres».
La medida coincide con el nombramiento como príncipe heredero del hijo de Salman, Mohamed bin Salman, de 31 años, quien trata de impulsar un nuevo programa de desarrollo económico que incluye tímidos progresos como la apertura de gimnasios para mujeres o el fomento del empleo femenino.
Arabia Saudita ocupa el antepenúltimo puesto en el índice mundial de desigualdad de género de las Naciones Unidas.
El país recién en 2011 reconoció a la población femenina el derecho a votar y presentarse en los comicios municipales. Dos años más tarde, incluyó a 30 súbditas en la Shura, un consejo designado directamente por el monarca cuya función básica es estudiar las políticas gubernamentales y elevar propuestas de enmienda al Consejo de Ministros. Y levantó la prohibición para que las saudíes pudieran pasear en motocicleta o bicicleta por zonas restringidas, siempre y cuando, vistieran «niqab» (la prenda que oculta todo el cuerpo salvo los ojos) y fuera acompañadas del «mahram».
fuente: El Mundo (España)

SHARE
Director de Voz por Vos. Locutor, periodista y docente. Conductor de "Ventana Abierta", lunes a viernes de 12 a 14 (FM Milenium -FM 106.7-). Columnista de temas sociales en Radio Ciudad y docente en la escuela de periodismo ETER.
PUBLICACIONES RELACIONADAS
«Consigue algo nuevo»
Un cuerpo que habla, mientras la realidad se enmudece
Las mujeres en las empresas: Cuanto más ascienden, menos ganan en comparación a los hombres

Deje su comentario

*